La historia

Gran Serpiente (Serpiente Honorato) - Leyendas y Mitos


La leyenda de la gran serpiente es una de las más conocidas del folklore amazónico, que habla de una enorme serpiente, también llamada Boiúna, que crece de forma gigantesca y amenazante, abandonando el bosque y habitando la parte profunda de los ríos.

A medida que se arrastra por el continente, las crestas que deja se convierten en las corrientes. La leyenda dice que la gran serpiente puede convertirse en botes u otros seres. Aparece en numerosos cuentos indígenas. Uno dice que en cierta tribu amazónica, una india, embarazada de Boiuna, dio a luz a dos hijos gemelos. Uno de ellos, un niño, se llamaba Honorato o Nonato, y una niña se llamaba María. Pero la India no quería a los niños y para deshacerse de ellos, arrojó a los dos niños al río. Sin embargo, los niños no murieron y lograron sobrevivir y fueron criados. Honorato no hizo daño, pero su hermana tenía una personalidad muy perversa. Causó graves daños a otros animales y también a las personas.

Había tantos de sus actos malvados que Honorato finalmente la mató para poner fin a sus actos malvados. Según muchas personas, Honorato, en algunas noches a la luz de la luna, perdió su encanto y adquirió forma humana transformándose en un chico guapo y elegante, dejando las aguas para llevar una vida normal en la tierra.

Para romper el hechizo de Honorato, uno tenía que tener la audacia de derramar leche en la boca de la enorme serpiente y herir su cabeza hasta que saliera sangre. Pero nadie tuvo el coraje de enfrentar a la enorme serpiente. Hasta que un día un soldado de Cametá (municipio de Pará) logró liberar a Honorato del terrible encanto, y dejó de ser una serpiente de agua para vivir en la tierra como hombre y con su familia.

Video: LA SERPIENTE DEL FIN DEL MUNDO LEYENDA NÓRDICA. Draw My Life (Abril 2020).