La historia

Quibungo - Leyendas y mitos


Según la leyenda, el Quibungo es una especie de coco negro, un inesperado visitante africano que finalmente se estableció en Bahía, donde se convirtió en parte del folclore local. Es una variación de Tutu y Cuca, cuya función principal era disciplinar, por miedo, a los niños rebeldes y reacios a dormir temprano.

El Quibungo es parte de los cuentos románticos, siempre con un episodio trágico o feliz, pero sin fecha que lo localice en el tiempo. Él es un anciano de la bolsa para los niños, un temible devorador de niños, especialmente desobedientes. Sin duda una forma efectiva de cobrar disciplina por la imposición del miedo.

No existe un relato de testigos presenciales de su existencia, pero en medio del universo infantil existe como algo concreto. Dentro de estas historias tradicionales, contadas a niños inquietos o tercos, se arrastra como un fantasma hambriento, como un feroz devorador de niños y niñas que se distancian de sus padres.

Es un personaje de la literatura oral afrobrasileña, con cruel voracidad, enorme fealdad, brutalidad y un propósito moral inexistente.

El Quibungo es tanto hombre como animal. Una especie de lobo negro harapiento, harapiento o anciano, sucio y harapiento, un verdadero fantasma que reside en los mayores temores de la infancia.

Video: A lenda do chibamba- Caçadores de lendas (Septiembre 2020).